Cuidar nuestras relaciones


Las dificultades en las relaciones de familia, amistad y pareja están a la orden del día y nadie se encuentra libre de hacerles frente, algunos con menos frecuencia que otros, pero siempre terminan tocando a nuestra puerta.


Muchas veces nuestros problemas en el trabajo, un mal día, los problemas financieros, las presiones que sentimos arrastrar cada día (tanto las que nos imponen como aquellas que nosotros mismos nos exigimos), nos dejan en estados que van contaminando nuestras otras relaciones.


¿Cuántas veces luego de un día complicado en el trabajo, acabamos discutiendo con nuestra familia o pareja? ¿cuánto de lo que nos pasa lo trasladamos a espacios que no corresponden y acabamos dañando los vínculos que realmente nos importan?.


Lograr separar las cosas y ver siempre la parte media llena del vaso, no siempre es simple. Hay momentos en nuestra vida en que nos sale de manera natural, pero en otras etapas nos encontramos cansados, frustrados, deseosos de encontrar de una vez aquella pieza clave que pareciera nunca aparecer para finalizar el puzzle de nuestra satisfacción. La frustración que provoca eso muchas veces nos sienta mal, y termina por afectar las relaciones que nos sostienen.


Es cierto que los vínculos que hemos construido de manera sólida podrán resistir muchas más presiones y dificultades que aquellas que son por mero interés y de manera superficial. Sin embargo, si ejercemos mucho fuerza hasta el material más resistente se rompe.


Darnos cuenta de los fundamentos de lo que nos pasa, y cuáles son aquellas cosas que necesitamos para estar mejor es muy importante para poder tomar acciones concretas que nos permitan sentirnos mejor. Recurrir a nuestra red de apoyo es vital para poder hacer la carga más liviana y el camino más llevadero. No obstante, debemos lograr dimensionar de manera justa la forma, los tiempos y las solicitudes que podemos hacer para no acabar mermando nuestros cimientos y por el contrario, tener oportunidad de enfrentar esas dificultades observando la oportunidad de crecimiento y el espacio que se genera para poder tener vínculos fortalecidos y más duraderos que antes.


Cuidar nuestras relaciones de manera cariñosa será siempre importante para ser un buen pilar para quienes nos quieren, y encontrar en las personas importantes en nuestra vida un sustento en aquellos días más complicados.

¿Estás cuidando tus relaciones hoy?

CONTÁCTAME

mail@isaiassharon.com

+562 2632 5042

Avenida Apoquindo 5950,    Las Condes, Santiago de Chile

SÍGUEME

  • Facebook - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • LinkedIn - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Spotify - círculo blanco
  • iTunes - círculo blanco
  • SoundCloud - círculo blanco

ESCRÍBEME

  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon
  • White Instagram Icon
  • Blanco Icono LinkedIn
  • White YouTube Icon
Logo_Isaías_Sharon_Blanco_.png